Amigos de la Tierra y Greenpeace han reclamado que el Plan Nacional de Energía y Clima (PNIEC) incluya la normativa europea que recoge los derechos energéticos reconocidos a los ciudadanos europeos y fomente la energía y el autoconsumo renovable.

Además, reclaman a los partidos políticos que apuesten de forma “decidida” para favorecer las energías renovables en manos de los ciudadanos en todas sus modalidades e insisten en que la transformación energética con los ciudadanos en el centro “ya no es una opción, sino una obligación tanto estratégica como moral” que favorece a la ciudadanía, la administración y la industria.

Energía fotovoltaica

Fuente: Pixabay

Las ONG han publicado una guía sobre la legislación europea puede fomentar la participación ciudadana y comunitaria en las energías renovables. Los legisladores han reconocido los beneficios de la energía comunitaria para crear empleos verdes, ahorrar energía, mitigar la pobreza energética y promocionar las renovables.

La guía ‘Desatando el Potencial de la Energía Renovable Comunitaria’ quiere difundir cómo la nueva Directiva Europea de Energías Renovables abre las puertas a fomentar la energía comunitaria y el autoconsumo renovable en todos los países de la Unión Europea (UE).

El Paquete de Energía Limpia de la Unión Europea, aprobado en diciembre de 2018, plantea un marco legislativo muy favorable para el autoconsumo energético tanto a nivel individual como colectivo así como proyectos comunitarios de energías renovables.

En el documento, las dos ONG describen los nuevos derechos energéticos con que cuentan las comunidades, las autoridades locales y la ciudadanía en general para generar y vender su propia energía y sugieren pasos prácticos y proveen de recursos para animar a colectivos y ciudadanos a reclamar que estos derechos recientemente reconocidos por la Unión Europea se transpongan con urgencia a la legislación española.

Greenpeace y Amigos de la Tierra han pedido al Gobierno que incluya en el PNIEC los objetivos, políticas y medidas de apoyo al autoconsumo y a las comunidades de energía renovable.

Así, concluyen que aunque ciudades, ciudadanos y comunidades han estado “a la vanguardia” de la energía renovable en años han invertido en soluciones de generación de energía renovable, almacenamiento de energía y ahorro de energía para reducir su consumo.

Sin embargo, insisten en que es “imprescindible” que estas opciones crezcan masivamente y se contagien a todos los países de la Unión, incluido España.

Fuente: La Vanguardia

Etiquetas: , ,