La Comisión Europea quiere aumentar la protección al hábitat profundo marino en sus aguas, y para conseguirlo, propuso anteayer la eliminación de la pesca de arrastre, reducir los descartes de los peces no deseados, y aplicar las cuotas de pesca de forma científica. “Si quieres capturar pescado de las profundidades marinas, has de hacerlo de forma sostenible“, aseguró Oliver Drewes, portavoz de la comisión para asuntos marinos y pesca.

Sólo el 1% de la pesca capturada en el Noreste Atlántico proviene de las profundidades del mar, incluyendo especies como el sable rojo y el besugo rojo. Las cantidades no son grandes en esa zona, ya que pescado de las aguas menos profundas es el más fecundo y de mayor crecimiento, pero estas reservas han ido disminuyendo paulatinamente, por la sobrepesca, pero es mayoritaria en el Mediterráneo. Peor aún, los métodos usados para capturarlos son particularmente destructivos, el hábitat marino a grandes profundidades es muy frágil. Las especies allí son de crecimiento lento y los corales tienen miles de años de edad. También existe otro daño colateral: la pesca de arrastre puede conllevar un 20% de pesca no deseada, que entra en las redes por accidente, como los tiburones.

Barco de pesca de arrastre. Imagen: CP

La proposición de esta comisión es parte de un esfuerzo largamente mantenido para aumentar la seguridad de las capturas europeas. También se inspira en las recomendaciones que la ONUha ido emitiendo durante la última década, para proteger el hábitat marino profundo en aguas internacionales. La propuesta eliminaría las licencias de pesca de arrastre dos años después de la puesta en marcha de una regularización con ese objetivo. Al mismo tiempo, se establecerían rigurosas cuotas de pesca sobre especies del fondo marino en peligro, controles en las medidas de las capturas y se pedirían informes científicos serios antes de autorizar la pesca en según qué zonas.

Varios países han tomado ya medidas restrictivas sobre la pesca de arrastre, y Palau la ha prohibido, pero la comisión es el primer esfuerzo en conjunto de una zona para prohibirla. “Esta acción supone un punto de inflexión básico para la protección de las comunidades del fondo marino“, afirma el biólogo marino Les Watling, de la Universidad de Hawaii, en Honolulu: “Uno puede esperar que esto nos llevará a una prohibición global de la pesca de arrastre en el fondo del mar, pero no puedo sentirme optimista en este punto. Las pocas empresas que siguen con este método están consiguiendo enormes beneficios y no pondrán fin a estas actividades fácilmente“.

La propuesta será llevada al Parlamento Europeo, y será votada a principios de septiembre. Podría incluso ser adoptada antes de finales de año, si se mueven rápidamente, según Drewes.Matthew Gianni, de la Coalición para la Conservación del Fondo Marino, comenta que el proceso podría llevar entre 8 y 12 meses, aunque es “imposible de predecir“. Esto podría significar que la pesca de arrastre podría prohibirse en 2015.

Etiquetas: , , , ,