La transición hacia una economía más verde podría generar entre 15 y 60 millones de empleos adicionales en el mundo durante las próximas dos décadas y ayudar a decenas de millones de trabajadores a salir de la pobreza, según un nuevo informe realizado por la Iniciativa Empleos Verdes.

El estudio “Hacia el desarrollo sostenible: Oportunidades de trabajo decente e inclusión social en una economía verde” (Working towards sustainable development: Opportunities for decent work and social inclusion in a green economy) sostiene que estos logros dependerán de la adopción de la correcta combinación de políticas.

“El actual modelo de desarrollo ha demostrado ser ineficiente e insostenible, no sólo para el medioambiente, sino también para las economías y las sociedades”, afirmó el Director General de la OIT, Juan Somavia. ”Debemos pasar de manera urgente a un enfoque sostenible mediante la adopción de políticas en el que las personas y el planeta jueguen un papel central”.

“La próxima conferencia de las Naciones Unidas ‘Rio+20′ será un momento decisivo para garantizar que el trabajo decente y la inclusión social formen parte integral de cualquier estrategia futura de desarrollo”, agregó Somavia.

Achim Steiner, Director Ejecutivo del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), dijo: “Este informe se publicó en vísperas del Día Mundial del Medio Ambiente, cuyo lema es: Economía verde: ¿Te incluye a ti?”.

“Las conclusiones del informe ponen de manifiesto que la economía verde puede incluir a millones de personas más, ayudándolos a superar la pobreza y brindando mejores medios de vida para ésta y futuras generaciones. Es un mensaje positivo, lleno de oportunidades frente a los actuales desafíos globales, que estamos difundiendo a lo largo del mundo mientras los líderes se preparan para la Cumbre de Rio+20”, agregó Steiner.

El informe – publicado casi cuatro años después del primer informe de la Iniciativa Empleos Verdes – analiza el impacto que la ecologización de la economía puede tener sobre el empleo, los ingresos y el desarrollo sostenible en general.

Al menos la mitad de la fuerza de trabajo a nivel global – equivalente a 1.500 millones de personas – se verá afectada por la transición hacia una economía más verde. Si bien los cambios serán percibidos a través de toda la economía, se estima que son ocho los sectores que desempeñarán un papel central y que serán los más afectados: agricultura, silvicultura, pesca, energía, industria manufacturera, reciclaje, construcción y transporte.

Decenas de millones de empleos ya han sido creados por esta transformación. Por ejemplo, el sector de la energía renovable emplea en la actualidad a cerca de 5 millones de trabajadores, más del doble del número de empleos del período 2006-2010. La eficiencia energética es otra fuente importante de empleos verdes, en particular en la industria de la construcción, el sector más afectado por la crisis económica.

En Estados Unidos, tres millones de personas tienen empleos relacionados con productos y servicios ambientales. En España, actualmente hay más de medio millón de empleos en este sector.

Los beneficios netos en términos de empleo total mundial se estiman en entre 0,5 y 2 por ciento. En las economías emergentes y en desarrollo es probable que los beneficios sean superiores que en los países industrializados, ya que son países que pueden pasar directamente a la economía verde en lugar de reemplazar la infraestructura obsoleta de uso intensivo de recursos. Brasil acaba de crear casi tres millones de empleos, lo cual representa cerca de 7 por ciento del total del empleo formal.

Fuente: Organización Internacional del Trabajo  http://www.ilo.org/

Una economía más verde podría generar entre 15 y 60 millones de empleos, 5.0 out of 5 based on 1 rating
Etiquetas: , , , , ,