Los españoles son la población más preocupada por el calentamiento global de todo el mundo, según se desprende de la última encuesta de Ipsos Global Advisor llevada a cabo en 28 países del mundo, con motivo de la celebración del Día Mundial del Medio Ambiente, el próximo 5 de junio.

Así, casi uno de cada dos españoles (45%) señala el calentamiento global como el mayor problema medioambiental a nivel mundial, dato que sitúa a los españoles en la primera posición del ranking mundial, seguidos por franceses (40%), peruanos (39%), canadienses (37%) y chilenos (37%), y por encima de otras poblaciones europeas como alemanes (36%), británicos (29%) o italianos (28%).

Los otros dos mayores problemas medioambientales para los españoles, además del calentamiento global, son la contaminación del aire, señalado por el 35% de la población y la gestión de residuos, indicado por el 30% de los encuestados.

A nivel mundial, casi uno de cada tres españoles (29%) manifiestan su preocupación por aspectos relacionados con el agotamiento de recursos naturales, lo que sitúa al país en cuarto lugar del listado de los 28 analizados, así como el sexto (con un 17%) en cuanto a su preocupación por las emisiones.

En este sentido, el director de Public Affairs de IPSOS España, Vicente Castellanos, ha indicado que “la opinión pública Española es muy sensible a las informaciones relacionadas con el clima y los problemas ambientales, y refleja muy bien el mensaje predominante en los medios de comunicación”.

Por el contrario, apenas uno de cada 10 españoles (13%) está preocupado por la contaminación del agua, ocupando los últimos puestos del ranking mundial junto a la mayoría de países europeos como Francia (16%), Alemania (12%), Bélgica (10%), o Gran Bretaña (8%).

Estos datos contrastan con el especial interés que muestran sobre todo en este tema los países latinoamericanos como Perú, donde casi uno de cada 2 ciudadanos señala su preocupación por la contaminación del agua (43%), México (42%), Brasil (41%) o Argentina (35%).

La potabilidad del agua sólo es un asunto prioritario para el 9% de la población española, porcentaje que sitúa al país en el puesto 21 del ranking mundial, idéntico puesto que el ocupado en temas relacionados con la superpoblación del planeta, señalado por el 7% de los encuestados.

Esta cuestión sí preocupa más a sudafricanos (33%), turcos (32%), indios (30%) y británicos (29%), que ocupan los primeros puestos. Mientras, aspectos como las inundaciones o el futuro de las fuentes y suministros alimentarios preocupan al 6% de los españoles.

pixabay

PLÁSTICOS Y RECICLAJE

Por otro lado, casi 8 de cada 10 españoles está preocupado por las consecuencias negativas que tiene para el medio ambiente el uso de plásticos y otros materiales en envases de productos, bolsas y otros objetos cotidianos que no son reciclables.

Para los españoles, la principal solución a este problema pasa porque el Gobierno adopte una serie de medidas específicas que incluyan una mayor inversión en políticas de reciclaje, que permita que más productos puedan ser reutilizados, señalado por casi uno de cada dos encuestados (46%).

Asimismo, el 32% de la población ve interesante el aumento de impuestos a supermercados y tiendas debido a que son uno de los sectores que más utilizan plásticos no reciclables, y el 25% está favor de la creación de un impuesto sobre aquellos productos envasados con materiales no reutilizables.

Por último, uno de cada tres españoles (13%) apuesta por promover multas a aquellos propietarios de viviendas que no lleven a cabo el reciclaje de sus residuos de forma correcta.

Con el fin de reducir los problemas derivados del excesivo uso de plásticos y embalajes no reciclables, el 60% de los españoles es partidario de reutilizar bolsas y envases de plástico más veces, y casi uno de cada dos (47%) estaría dispuesto a comprar más productos fabricados a partir de materiales reciclados.

Asimismo, uno de cada tres (35%) afirma que sería capaz de dejar de comprar productos que no cuenten con embalajes respetuosos con el medio ambiente. Sin embargo, sólo el 16% de los encuestados en España señala que dejaría de ir a supermercados y tiendas que utilicen este tipo de materiales, y el 92% de la población no está dispuesta a pagar más por aquellos productos que utilicen envases contaminantes. Finalmente, el 94% de la población está en contra de pagar más impuestos para que el Gobierno pueda poner en marcha nuevas políticas de reciclaje.

Para Castellanos “se da, sin embargo, un gran desconocimiento de las posibles implicaciones del cambio climático en términos de calidad del agua, o de grandes inundaciones y sequías. Con la excepción del debate acerca del reciclaje y el tratamiento de los envases, hoy de actualidad en relación con la nueva regulación Europea sobre reducción del consumo de bolsas de plástico, que obliga a los comercios a cobrar por ellas a partir del próximo 1 de julio”.

Para llevar a cabo este estudio, se entrevistaron a un total de 20.793 personas entre el 23 de marzo y el 6 de abril del 2018. La encuesta fue realizada en 28 países del mundo mediante el sistema de paneles Online de Ipsos: Argentina, Australia, Bélgica, Brasil, Canadá, Chile, China, Francia, Gran Bretaña, Alemania, Hungría, India, Italia, Japón, Malasia, México, Perú, Polonia, Rumania, Rusia, Arabia Saudita, Serbia, Sudáfrica, Corea del sur, España, Suecia, Turquía y Estados Unidos.

Descarga del informe

https://www.ipsos.com/

Etiquetas: , ,