WWF ha pedido a los Gobiernos europeos, en el marco de la celebración del Día Mundial de las Migraciones de Peces que se celebra el sábado 21 de abril, que aumenten los esfuerzos para demoler presas antiguas y obsoletas, con el objetivo de recuperar la salud de los ríos y especies tan emblemáticas como el salmón, las anguilas o el esturión, en favor de los peces migratorios, según ha informado la organización.

En este sentido, WWF ha recordado que muchos de los viajes que realizan los peces migratorios para reproducirse, cruzando océanos y remontando ríos, no llegan a su destino final por las miles de presas que bloquean los ríos. Así, la organización ha denunciado que en España haya un obstáculo artificial por cada kilómetro fluvial, aproximadamente.

Presa

Fuente: Pixabay

Según ha criticado la ONG, la fragmentación de los ríos con presas, azudes u otros obstáculos es una de las razones de la pérdida de peces y otras especies de agua dulce en Europa, así como de la mala salud de nuestros ríos. En esta línea, WWF denuncia que, según datos oficiales de la Unión Europea, alrededor de un 50% de las masas de agua están en mal estado.

Asimismo, la organización ha hecho referencia a un estudio del proyecto europeo AMBER, que detalla que, en España hay un obstáculo artificial por cada kilómetro de río y que en los ríos estudiados, el 17% de las presas no estaban en funcionamiento, y tan sólo el 2% disponían de escalas para permitir el paso de los peces.

Además, WWF ha criticado la “fiebre de construcción de presas” que asegura que tiene Europa, con miles de hidroeléctricas planificadas en el Este de Europa y los Balcanes, donde se conservan algunos de los últimos ríos salvajes del continente. De la misma forma, han lamentado que en España, las administraciones públicas y el Gobierno sigan impulsando proyectos de embalses para el regadío, muchos de los cuales, según han asegurado, acumulan sobrecostes millonarios y sentencias en contra en los tribunales como los de Biscarrués en Huesca, Mularroya en Zaragoza, o Alcolea en Huelva.

“El tiempo de las presas en Europa se acaba, y ahora debemos centrarnos en devolver la vida a nuestros ríos. El Ministerio de Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente debe parar los proyectos destructivos que hay en marcha, y ser más ambicioso en la demolición de presas –ha señalado la responsable de Aguas y Agricultura de WWF España, Eva Hernández–. El Gobierno español debe comprometerse a cumplir las obligaciones legales que establece la Directiva Marco del Agua, la ley que establece la protección de ríos, humedales y acuíferos como seguro para tener agua en cantidad y calidad”.

No obstante, la organización ha celebrado que hasta el momento se hayan removido en torno a 4.500 “obstáculos” de todo tipo en Europa, unos proyectos, a su juicio, impulsado por los objetivos de la Directiva Marco del Agua. En concreto, en España, fruto de la campaña ‘Liberando Ríos’ iniciada por WWF en 2009, muchas Confederaciones Hidrográficas han asumido la necesidad de identificar y demoler los obstáculos obsoletos e inútiles para restaurar los ríos. Así, la semana pasada, la Confederación Hidrográfica del Duero comenzó a demoler la presa de Yecla de Yeltes.

“Si queremos detener la pérdida de biodiversidad, asegurar el agua del futuro y mantener especies tan icónicas como el salmón o la anguila, necesitamos menos obstáculos y más ríos libres”, ha concluido Eva Hernández.

Fuente: La Vanguardia

Etiquetas: , , , ,