Reto ISM

Día 3 #RetoISM

La contaminación marina es uno de los mayores problemas que se nos presenta hoy en día. Y buscar una solución, uno de los grandes retos.  Acarrea grandes problemas sobre el medio marino, viéndose especialmente afectadas la fauna y la flora.

Recientes estudios afirman que, aunque la contaminación del medio marino se lleva produciendo desde hace miles de años, la degradación de se ha acelerado notablemente en los últimos 3 siglos. Esto se debe, en gran medida, a los vertidos industriales y la escorrentía procedente de explotaciones agrarias y ciudades costeras.

Otro de los motivos sobre el que se ha puesto el foco son los plásticos y la gestión que se hace de ellos. Islas de plástico (han llegado a alcanzar el tamaño de Francia), la cuestión de los microplásticos o las escalofriantes perspectivas de convivir con más plástico que peces para el año 2050 han hecho que muchos abramos los ojos y pensemos en la relación que mantenemos con nuestros residuos y cómo los gestionamos.

A día de hoy, tan solo se recicla un 9% del plástico que consumimos, según datos de la ONU. La gran mayoría  (aproximadamente un 79 %), se acumula en vertederos o se deteriora en entornos naturales.  Gran cantidad va a parar a los océanos, donde cada año llegan a los mares más de 8 millones de toneladas de piezas de plástico.

Como consumidores, hay muchas cosas que podemos hacer. En primer lugar, mantenernos informados. Conocer la problemática, por qué hemos llegado a este punto y consumir de manera consciente. En segundo lugar, poner en práctica las “3 R”: reducir, reutilizar y reciclar (ya hay quien habla hasta de 12 R). En tercer lugar, poner soluciones. Pese a que los cambios que llevemos a cabo de manera individual puedan tener poca repercusión, por algo se empieza. Ya son muchas las cadenas de supermercado que ponen a disposición de sus clientes productos a granel y en los últimos años han proliferado los comercios de este tipo. Si tomamos el papel de consumidores conscientes y sostenibles y ayudaremos a influir en las tendencias de mercado.

Como parte de este tercer #RetoISM te proponemos algunos documentales para entrar en materia: Bag It (2010): El experimento de un hombre que decide dejar de usar bolsas de plástico al ir a la compra y cómo esta decisión cambia su vida. Un Océano de Plástico, en el que el periodista Craig Leeson recorre lugares icónicos del planeta que ya hoy luchan contra el plástico. Adictos al plástico, reúne tres años de filmaciones en doce países distintos de cinco continentes siguiendo el sendero del plástico.

Pero aquí va el verdadero reto que te proponemos para hoy: ¿Serías capaz de darle una segunda vida a un residuo que fueses a tirar?

Un bote de vidrio convertido en recipiente para compras a granel, manualidades hechas con plástico o cartón ya usado… incluso jabón casero con aceite reciclado.

¿Te animas?

Puedes descubrir más información sobre la problemática del plástico y la contaminación marina en este documento que facilitamos.

Formato: pdf - Tamaño: 93,95 kB
Etiquetas: , ,