El secretario de Estado de Medio Ambiente, Federico Ramos, opina que el “camino” emprendido en España hacia una economía verde “no admite pasos atrás” y es, a su juicio, “compatible” con la necesidad de hacer frente, con medidas como las adoptadas en los últimos meses por el Gobierno, a la actual crisis, de la que, según ha afirmado, “no se sale a costa del medio ambiente”.

“La sociedad no toleraría marchas atrás en esto”, afirmó este jueves Ramos, quien, en una rueda de prensa con motivo de la celebración en la capital cántabra de la VII Asamblea de la Red Española de Ciudades por el Clima, ha defendido que el desarrollo económico del país debe de ir “ligado” a la conservación del entorno y ha asegurado que las “importantes” medidas anunciadas por el Gobierno para luchar contra la crisis “no significa” que el Estado se haya “olvidado del medio ambiente”.

De hecho, ha advertido que “no tiene sentido” optar por un desarrollo económico que no tenga en cuenta la conservación del entorno a medio y largo plazo porque acabaría, a su juicio, “siendo muy caro” por lo que ha abogado por incorporar a éste “de forma muy intensa” la variable medioambiental.

Ramos ha insistido en que la economía verde es un “objetivo del Gobierno”, que además es compartido por la Unión Europea, y ha subrayado que va a generar “oportunidades de negocio” para los innovadores y para aquellos que ayuden a exportar ese modelo a otros países que, posteriormente, quieran desarrollarlo dentro de sus fronteras.

Por ello, ha opinado que España, sus emprendedores y sus empresas deben ser “pioneros” y “sumarse” a ese camino.

“Giro Copernicano”en la reducción de emisiones

Por otra parte, el secretario de Estado ha sostenido que, dentro de la economía verde, el cambio climático constituye un ámbito en el que se pueden hacer “muchas cosas”.

En este sentido, ha anunciado que el actual Gobierno de España (PP) quiere dar un “giro copernicano” a la estrategia para reducir las emisiones de los gases de efecto invernadero y cumplir los compromisos asumidos en el Protocolo de Kioto.

En este sentido, ha recordado que España se comprometió a tener a finales de 2013 un porcentaje de emisiones del 115% respecto al de 1990, algo que, según ha explicado, no se ha cumplido aún pues está en torno al 122% por lo que hay que seguir trabajando para reducirlas.

Aquí es donde el Gobierno quiere cambiar de estrategia respecto a la de los últimos cinco años, en los que, según ha señalado, la reducción se ha hecho a base de la compra de derechos de emisión a otros países –algo en lo que España ha gastado en este tiempo 770 millones de euros– con lo que “realmente no se está reduciendo”, sino “simplemente compensando”, dijo. A su juicio, esto “ya no tiene sentido” porque, además de no suponer una verdadera reducción, resulta “muy caro”.

Encuentro Ciudades por el Clima. Foto: www.europapress.es

Colaboración Estado-Municipios

Por ello, ha señalado que el Ministerio de Medio Ambiente quiere centrarse ahora en “proyectos internos” que realmente reduzcan las emisiones y sirvan también para generar “tecnología, innovación y empleo”, una tarea en la que ha considerado “especialmente interesante” la colaboración entre el Estado y los municipios y provincias.

Ha opinado que las entidades locales pueden ayudar a reducir emisiones en sectores que ha calificado de “especialmente importantes”, como el transporte o los hogares, en los que -ha dicho-los resultados no han sido hasta ahora “demasiado exitosos”.

De este forma, el Ministerio busca “acercarse” a los ciudadanos y hacer que éstos incorporen a su vida diaria el compromiso ya asumido por el Estado de reducir emisiones de gases de efecto invernadero.

Además, ha señalado que la colaboración con los ayuntamientos debe de ir centrada a avanzar hacia una economía verde en campos como el urbanismo, la movilidad sostenible o la eficiencia energética.

En esta “senda” ha valorado proyectos como el de Smart Cities, en el que está implicado el Ayuntamiento de Santander, que -ha afirmado- resultan “esperanzadores” para ayudar a cumplir los compromisos asumidos por el Estado.

“Arropados” por el Ministerio

En la misma línea que Ramos han ido las intervenciones del secretario general de la Federación Española de Municipios y Provincias, Ángel Fernández; del presidente de la Comisión de Medio Ambiente de este organismo, Rafael Louzán, y del alcalde de Santander y miembro de la Comisión Ejecutiva de la FEMP, Íñigo de la Serna, que también han resaltado la importancia de esta colaboración entre el Estado y las Administraciones locales y han valorado la relación que existe con el Ministerio de Medio Ambiente en este ámbito.

De hecho, De la Serna ha asegurado que desde la FEMP y la Red de Ciudades por el Clima -integrada en esta federación de municipios- se sienten “muy arropados” por el Ministerio para “avanzar” hacia esta economía verde, luchar contra el cambio climático y aprovechar las nuevas “oportunidades” que se pueden generar con este modelo.

El alcalde de Santander ha ejercido de anfitrión de la VII Asamblea de la Red Española de Ciudades por el Clima, que se celebra este jueves y viernes en la capital cántabra, y ha detallado a lo largo de la rueda de prensa las tareas que se van a abordar a lo largo de ambas jornadas, entre las que figuran la elección de un nuevo comité, la presentación de la memoria de actividades de 2011, la elaboración de un plan de trabajo para este año y el desarrollo de una jornada técnica titulada ‘Las ciudades, motor de la economía verde’.

El marco de desarrollo para la economía verde; las oportunidades de ahorro en el sector ambiental y las nuevas oportunidades para el empleo verde serán algunos de los asuntos que se abordarán. Además, se aprovechará estas jornadas para celebrar la reunión de la Comisión de Medio Ambiente de la FEMP.

Tras exponer el programa de este encuentro, De la Serna ha explicado que la Red de Ciudades por el Clima seguirá apoyando a los municipios en la adopción de políticas frente al cambio climático a pesar del “gran esfuerzo” que supone hacerlo en este contexto.

Ha explicado que se han establecido dos líneas de actuación, una que relaciona innovación tecnológica con la lucha contra el cambio climático y otra que aborda este asunto desde el desarrollo urbanístico y el planeamiento del territorio.

Por otra parte, el secretario general de la FEMP ha resaltado el trabajo que se realiza desde la Federación para “potenciar” las políticas medioambientales y ha subrayado la “estrecha” colaboración con el Ministerio.

Fuente: http://www.europapress.es

Etiquetas: , , , ,