Las consejeras de Fomento y Vivienda, Elena Cortés, y de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio, María Jesús Serrano, han firmado en Sevilla un protocolo de general de colaboración para reducir el riesgo de atropello de fauna silvestre en las carreteras andaluzas, que cuenta con una inversión de un millón de euros y que estará vigente hasta marzo de 2017. Las inversiones recogidas en el protocolo se realizarán con cargo a los presupuestos de la Consejería de Fomento y Vivienda, en concreto al programa de ‘Movilidad de infraestructuras viarias y de transportes’, cofinanciado con fondos europeos.

Este nuevo protocolo de trabajo, que se desarrollará de acuerdo con las acciones previstas en el proyecto europeo Life para la ‘Recuperación de la Distribución Histórica del Lince Ibérico’, se pone en marcha tras los últimos atropellos de linces registrados en la comunidad. En todos los casos, estos accidentes están ligados al aumento de las poblaciones linceras (han pasado de 92 ejemplares en 2002 a 332 en 2014) y la consiguiente expansión de la superficie con presencia de este animal. Además, la nueva cepa de la enfermedad hemorrágica del conejo hace que los ejemplares delincesse dispersen aún más y se sitúen en áreas próximas a las vías de comunicación.

Dados los cambios registrados en el hábitat del lince, las consejerías de Fomento y de Medio Ambiente han acordado actuar en las zonas donde se ha detectado una mayor concentración de atropellos, llevando a cabo intervenciones selectivas que se determinarán en función de los análisis y estudios que están realizando ya técnicos y responsables de ambos departamentos autonómicos. Así, a lo largo del verano se han realizado diversas visitas de campo orientadas a priorizar nuevas actuaciones en vías autonómicas.

Imagen de Daniel Aguilar, Flickr

Conservación y seguridad vial

El proyecto LIFE+ Iberlince contempla el desarrollo de acciones que podrían minimizar los riesgos de atropellos y accidentes, facilitando y restableciendo en aquellas zonas donde sea posible la conectividad entre poblaciones y futuras zonas de expansión. El control de los atropellos de fauna silvestre no sólo constituye una importante medida de conservación, sino que apoya la seguridad vial. Estas medidas se realizarán sin afectar ni entorpecer la comunicación entre los pueblos y ciudades que conviven con el lince ibérico. Otro de los principales objetivos del proyecto para la recuperación de la distribución histórica del lince ibérico en España y Portugal es la creación de nuevas poblaciones para la especiemediante la selección de áreas bien conservadas de Portugal, y en las comunidades autónomas de Extremadura, Castilla-La Mancha, Murcia y Andalucía para su reintroducción, consiguiendo que estas zonas vuelvan a albergar poblaciones de este felino.

Con el protocolo de intervención firmado, que contará con una comisión de seguimiento integrada por dos representantes de cada Consejería,se refuerzan los trabajos realizados hasta ahora para reducir la mortalidad por atropello de ejemplares de lince ibérico en vías de circulación andaluzas, especialmente en el área Doñana-Aljarafe. Así, en el marco de la anterior edición 2006-2011 del Proyecto Life ‘Conservación y reintroducción del linceibérico (‘Lynx pardinus’) en Andalucía’, la Consejería de Fomento y Vivienda, siempre bajo las directrices de Medio Ambiente, ha actuado en diversas carreteras con una inversión global en obras de 5,2 millones de euros cofinanciados por la UE al 50%.

Fuente: Ecoticias

Etiquetas: , , ,