La conectividad ecológica es un proceso clave que garantiza la dispersión de organismos a través de la matriz territorial y que facilita el ajuste de sus áreas de distribución para adaptarse a las nuevas condiciones que genera el cambio climático. Es por ello que ha tomado un notable protagonismo en las estrategias de conservación de la biodiversidad, tanto a nivel nacional como internacional.

La ‘Perspectiva mundial sobre la diversidad biológica’ (CBD 2010) subraya la evolución negativa, a nivel mundial, del indicador ‘Conectividad-Fragmentación de los ecosistemas’. Por ello, el ‘Plan Estratégico para la Diversidad Biológica’ 2011-2020 insta a reducir la pérdida y fragmentación de los hábitats y la ‘Estrategia de Biodiversidad de la UE hasta 2020’ también centra uno de sus objetivos en restaurar hasta al menos un 15% de los ecosistemas degradados. En consonancia con todo ello, el ‘Plan Estratégico del Patrimonio Natural y de la Biodiversidad’ español prevé la elaboración de la ‘Estrategia nacional de restauración ecológica y conectividad de ecosistemas’ para orientar una
acción conjunta multisectorial.

Las carreteras y ferrocarriles actúan como barreras que impiden o dificultan la dispersión de organismos a través de la matriz territorial y por ello es esencial permeabilizar estas infraestructuras, particularmente en los puntos más vulnerables del sistema: la intersección de las vías de transporte con los corredores ecológicos. A un nivel estratégico, es ya imprescindible prever mecanismos de planificación que impulsen estas actuaciones, con vistas a facilitar la sostenibilidad
de toda la red de infraestructuras viarias.

Las jornadas técnicas, celebradas en 2013 en Cáceres fueron un encuentro para reflexionar sobre cómo contribuir a fortalecer la conectividad ecológica, conjuntamente, y se encuadran en la labor del Grupo de Trabajo de Fragmentación de Hábitats causada por Infraestructuras de Transportes. Como en anteriores ediciones, van dirigidas especialmente a los profesionales que participan en procesos de evaluación de impacto ambiental, planificación, proyecto y gestión de infraestructuras viarias, así
como de la conservación de la biodiversidad y los espacios naturales. Cuentan con el patrocinio de la Dirección General de Calidad y Evaluación Ambiental y Medio Natural, del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente y de la Dirección General de Medio Ambiente de la Consejería de Agricultura, Desarrollo Rural, Medio Ambiente y Energía del Gobierno de Extremadura. También colaboran en su organización la red europea Infra Eco Network Europe (IENE), la Diputación de Cáceres y el proyecto LIFE+ IBERLINCE.

Resumen de la Jornada y presentaciones

Formato: zip - Tamaño: 22,42 MB

Si te interesa esta temática te recomendamos nuestro curso Restauración Ambiental de Espacios Degradados

Debes iniciar sesión para poder acceder a este recurso