La rana toro (Lithobates catesbeiana), una de las 100 especies invasoras más nocivas por su impacto ecológico según la UICN, se ha reproducido por primera vez en España en el Delta del Ebro, donde se han capturado mas de 400 renacuajos, según ha alertado la ONG SEO/Birdlife.

La alarmas saltaron el pasado junio, cuando se detectaron cuatro renacuajos que podrían pertenecer a esta especie originaria de América del Norte, sospecha que posteriormente se confirmó tras la realización de diversos análisis genéticos el pasado julio, explican los ecologistas en un comunicado.

Desde la detección, de la que ha sido informado el Ministerio de Transición Ecológica, se han continuado el seguimiento y, “hasta el momento”, se han capturado 406 ejemplares, todos ellos correspondientes a renacuajos, aunque con diferentes estados de desarrollo (renacuajos, larvas en metamorfosis…) y un mínimo de cuatro individuos adultos.

Rana Toro

Fuente: La vanguardia

Los ecologistas consideran que la especie podría haber llegado mediante liberaciones en el medio natural realizada por particulares y estiman que se trataría de una fase inicial de colonización de la especie en el Delta, con un núcleo muy localizado y que por lo tanto aún se estaría a tiempo de controlar.

Su expansión, argumentan, tendría como origen la cría en cautividad para consumo, la acuariofilia o tenencia de ejemplares como mascotas, o el intercambio de animales y plantas. La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza considera que se trata de una de las 100 especies invasoras más nocivas y recuerdan que esta incluida en el Catálogo Español de Especies Exóticas Invasoras y el listado del europeo (Consejo y Parlamento) de este tipo de fauna.

Entre los posibles impactos citan las alteraciones del medio y en la estructura de la vegetación, la competencia con especies autóctonas y la transmisión de bacterias, virus y hongos, como el “Batrachochytrium dendrobatidis”, implicado en el declive de anfibios a escala global.

La delegada de SEO/BirdLife en Catalunya, Cristina Sánchez, ha denunciado que mientras se producía el hallazgo, el Congreso de los Diputados aprobó una reforma de la ley de Patrimonio Natural “que permite soltar especies invasoras para servir a la pesca deportiva y a la caza”. “Esto da para reflexionar puesto que su llegada puede causar graves desequilibrios en los ecosistemas donde se introduce así como importantes impactos sobre el hábitat, la biodiversidad y la salud humana”, ha lamentado.

La ONG considera, no obstante, que aún hay posibilidades para erradicar a esta especie altamente invasora, antes de que sus daños sean “incontrolables”, puesto que al parecer en se está en una fase inicial de la expansión de la rana toro y se trata de un núcleo muy localizado que “aún se podría controlar”. Por ello, urge al departamento que dirige Teresa Ribera y a la Generalitat que pongan en marcha “de forma inminente todas las medidas necesarias” para erradicar esta especie exótica invasora.

Fuente: La Vanguardia

Etiquetas: , , ,