La Fundación CONAMA hace un llamamiento a apostar por la sostenibilidad en los pactos entre partidos políticos que han surgido de las recientes elecciones municipales:

Durante la campaña electoral se ha repetido que los pactos que garanticen la gobernabilidad de nuestras ciudades y regiones no van a ser un mero reparto de escaños o concejalías, sino que estarán basados en condiciones de programa.

A nosotros nos gustaría que en las negociaciones se hablara de estrategia hacia el futuro, de propuestas y líneas de trabajo que conduzcan a nuestras ciudades y regiones a convertirse en un activo de innovación y sostenibilidad.

Por eso recordamos ahora las propuestas que en 2009 lanzamos a través del informe “Cambio Global 2020-2050. Ciudades” y que todavía siguen vigentes y proponemos un PACTO DE LAS CIUDADES ESPAÑOLAS ANTE EL CAMBIO GLOBAL, que, levantando la vista y superando el “cortoplacismo” habitual, apunte a un nuevo paradigma urbano de sostenibilidad.

El objetivo del Pacto sería el de servir de referencia para impulsar una visión integrada de la ciudad o de la región, de sus contenidos sociales, ambientales y económicos, que base el desarrollo en una economía circular y baja en carbono.

Nos gustaría que en las negociaciones que se abren hoy para formar gobiernos locales y regionales se pactaran los temas, objetivos/compromisos y tiempos para cumplirlos con el objetivo global de reducir la huella ecológica de nuestras ciudades y regiones hasta un nivel similar a la biocapacidad del país, todo ello generando desarrollo económico, empleo y bienestar social. ¿Parece imposible? Pues en esta línea estratégica están trabajando los líderes de las ciudades, regiones y países del mundo que pretenden estar a la vanguardia en los próximos años.

Imagen del pasado CONAMA

La comisión global de energía y clima, formada por economistas, líderes de gobiernos y corporaciones multinacionales, estiman en su recién publicado informe que “Los próximos 15 años serán críticos a medida que la economía global atraviesa una profunda transformación estructural. En este período se invertirán cerca de 90 billones de dólares en infraestructura en urbes, terrenos y sistemas de energía. La manera en que se administren estos cambios determinará los patrones futuros de crecimiento, productividad y estándar de vida. Los próximos 15 años de inversión también determinarán el futuro del sistema climático del mundo”

Los dos informes hablan de temas clave sobre los que actuar para que el paradigma del desarrollo urbano sea una ciudad conectada, eficiente y compacta: la edificación y la ocupación de suelo; el consumo energético y las emisiones de gases de efecto invernadero; lamovilidad urbana; el consumo de materiales y la generación de residuos urbanos, etc.

Sobre todos estos temas hay que actuar con principios de suficiencia, de planificación, de ecoeficiencia, de garantía pública. Los gobiernos locales y autonómicos de nuestro país, con amplias competencias en suelo, planificación urbana y rural, edificación, movilidad, agua, residuos, etc. deben orientar sus esfuerzos hacia políticas acordes con estos retos, con la visión puesta en el 2020 y con un “enfoque de ciclo”, en el 2050.

Para ello, todos los partidos políticos en España tendrían que dar el salto a la modernidad y abordar seriamente la visión estratégica de nuestro país ante cuestiones clave como el cambio climático, la pérdida de biodiversidad (y materias primas), la dependencia energética de los combustibles fósiles, etc…

Y debe hacerse a todas las escalas, así que ¿por qué no empezar ya en las ciudades?

La apuesta nos atañe a todos y se trata de un asunto en el que el CONSENSO y la PARTICIPACIÓN son fundamentales. Sólo de esta manera, y con el apoyo de un potente equipo técnico, Vitoria-Gasteiz ha podido convertirse en un referente mundial de ciudad sostenible y saludable, pasando por gobiernos de diferente signo político y casi siempre con un alcalde que ha gobernado con mayoría simple, trabajando día a día con acuerdos con distintos partidos políticos. ¡Así que, se puede!

En Conama sabemos bien que hay buenos equipos técnicos en nuestras ciudades. Y también en las CC.AA., a pesar de la travesía en el desierto que han tenido que pasar durante los últimos años de crisis en que, una visión miope del asunto, ha convertido el medio ambiente en “prescindible”.

Esperamos que no siga siendo así. Que nuestros futuros alcaldes y presidentes de CC.AA. hagan suyo un discurso ambiental comprometido y que los equipos que negocien los pactos, incluyan las cuestiones ambientales como un eje central que debe marcar la visión estratégica de su gobierno, y no como la “maría” que ocupará el partido con menor representación en un reparto hecho como de costumbre.

Estas elecciones han marcado un cambio de época, esperamos que no se sigan repitiendo los modelos “de siempre”.

Fuente: Fundación CONAMA

Pactos, sostenibilidad y futuro, 5.0 out of 5 based on 1 rating
Etiquetas: , , ,